Psicologos.com.co
Psicologos.com.co
En Google Play En la App Store

Esquizofrenia, depresión y trastorno bipolar, comparten factores genéticos

<strong>Artículo revisado</strong> por el

Artículo revisado por el Comité de Psicologos.com.co

Un estudio publicado recientemente afirma que existe una fuerte correlación genética entre varios trastornos psicológicos e, incluso, entre rasgos de nuestra personalidad.

7 feb 2019 · Lectura: min.
Para los investigadores es importante seguir adelante con estudios para establecer si las predisposición genética a uno u otro trastorno psiquiátrico o neurológico también incluye a la hora de escoger los tratamientos.

¿Qué pensarías si descubrieras que tus genes son la causa por la que padeces algún trastorno psicológico?... Hoy en día estamos más cerca de que este escenario deje de ser una hipótesis, pues el parecer las causas de condiciones como la esquizofrenia, la depresión, y el trastorno bipolar estarían asociados a estos elementos que se escapan de nuestro control. 

Muchas de las enfermedades mentales más frecuentes en nuestra sociedad tendrían un origen común que tienen raíces en lo más profundo de nuestros genes. Esto fue descubierto recientemente por un grupo de investigadores que realizó un estudio con más de un millón de personas, 265,218 pacientes y 784,643 participantes de control, por medio de los cuales se pudo establecer cuáles genes culpables de 25 trastornos cerebrales comunes se repetían y podrían ser indicadores de riesgo para las personas.

Origen genético a la vista

Esta investigación, la más extensa hasta la fecha y que fue publicada en la revista Science, encontró que enfermedades como esquizofrenia, depresión severa, trastorno bipolar, autismo, alzheimer y otras similares, tendrían una base genética parecida. Los expertos analizaron variantes genéticas que son comunes en la población y que, a su vez, pueden ser responsables de estas patologías.

5 mitos sobre la depresión

Bru Cormand, del Instituto de Biomedicina de la Universidad de Barcelona (IBUB) y uno de los responsables del ambicioso estudio, explicó que esta investigación ayuda a que se pueda determinar qué peso tienen las variables genéticas más frecuentes en el estudio de las causas de las enfermedades del cerebro. De esta forma, dice Cormand, se podrá separar la base genética de compartida y específica de cada uno de los trastornos.

Entre las enfermedades que estarían más correlacionadas se encuentran la esquizofrenia, trastorno bipolar, depresión severa, autismo y trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) como trastornos psiquiátricos, pero se diferencian visiblemente de los trastornos neurológicos como la epilepsia, la esclerosis múltiple, el ictus, el párkinson o el alzhéimer que están muy diferenciadas incluso entre sí. La excepción, asegura el doctor Cormand, es la migraña que comparte una base genética con los trastornos psiquiátricos.

En el pasado, estudios realizados en gemelos han ayudado a establecer que los trastornos psiquiátricos tienen una gran base genética, con una incidencia de más del cincuenta por ciento en la mayoría de los casos. Sin embargo, con este nuevo estudio es posible tener una certeza más grande y poder establecer, debido a la gran cantidad de personas que participaron en el estudio, genes específicos causantes de los trastornos.

Para los investigadores es importante seguir adelante con estudios para establecer si las predisposición genética a uno u otro trastorno psiquiátrico o neurológico también incluye a la hora de escoger los tratamientos, indicando qué tan efectivo podría ser de acuerdo con los genes de las persona afectada. Esto podría ser clave a la hora de formular tratamientos a las personas y poder hacer tanto una detección temprana como una intervención más adecuada.

¿En qué consisten los trastornos más relacionados?

A fin de usar esta información a favor, vale la pena examinar los trastornos con una base genética más parecida, como lo son la esquizofrenia, depresión severa, el trastorno bipolar, entre otras. La investigación sugiere la predisposición genética hacia ese tipo de males, pero sin otro tipo de pruebas, ¿cómo podemos reconocerlas?

  • Esquizofrenia: Este es un trastorno mental grave en el que las personas tienden a interpretar la realidad de manera anormal, lo que provoca problemas graves de comportamiento afectando la forma en la que la persona interactúa con el mundo. Entre los síntomas de se encuentran delirios, alucinaciones, pensamiento y habla desorganizadas, comportamiento motriz desorganizado o anormal, entre otros.
  • Depresión severa: Es una enfermedad mental grave que afecta nuestro modo de sentir y pensar, nos quita el deseo de estar con las personas cercanas y causa un desencanto generalizado. Entre los síntomas más frecuentes están cambios en los hábitos del sueño, fatiga y pérdida de energía, sentimientos de culpa e inutilidad, pensamientos suicidas además de otros síntomas físicos como dolor o problemas digestivos que no responden a tratamientos habituales.

La depresión debe detectarse y tratarse a tiempo

  • Trastorno bipolar: Esta es otra de las enfermedades mentales graves y se caracteriza porque las personas que la padecen experimentan cambios de ánimo radicales y poco comunes, variando entre períodos de depresión y períodos de éxtasis. Entre los síntomas más frecuentes del trastorno bipolar están los asociados a la depresión, como los pensamientos suicidas, pesimismo, poca concentración e irritabilidad y furia, que contrastan con la aparición de síntomas maníacos como conducta imprudente, gran velocidad a la hora de hablar y pensar, optimismo y confianza extremos, aumento en la actividad física e impulsividad, entre otros. En los casos más graves de este trastorno psicológico incluso se presentan episodios de delirios y alucinaciones.

Lo que es claro y se acentúa tras el descubrimiento de los investigadores, es que cada una de la personas que padecen de alguno de estos trastornos no elige padecer dicha condición por lo que atenderla debe considerarse tan natural y necesario como atender una condición de salud.  

Finalmente, aunque avanzar acerca del por qué se puede presentar un desequilibrio es muy valioso, saber que podemos actuar para mejorar nuestra salud mental es una realidad aun más sobresaliente: está en nosotros el buscar la ayuda correspondiente para desarrollar una vida plena.

Psicólogos
Escrito por

Psicologos.com.co

Deja tu comentario
Comentarios 2
  • Gina Ibarra Delgado

    Excelente información, gracias.

  • diana patricia guzman

    Me parece muy interesante y valiosa la información. Yo estoy pasando por problemas con mi hija de 15 años sufre de esquizofrenia y depresión, necesito ayuda gracias.